Sin turismo, Rapa Nui enfrenta inminente crisis de desempleo y comercio

Restaurantes, hoteles y el comercio se han visto paralizados frente a la nula visita de turistas. Por una parte, la isla le ha ganado al coronavirus, sin contagios nuevos en más de 80 días. Pero las autoridades y los comerciantes coinciden en que el gobierno no ha tomado medidas para evitar el encarecimiento de alimentos ni generar nuevos empleos, para una población que en un 80% vive del turismo.

 

Valeria Rojas es dueña del restaurant Mamma Nui, en Rapa Nui (Isla de Pascua). Hace diez años que vive en la isla, donde levantó su local de comida italiana y pastas, ademas de disponer de alojamiento para turistas. El flujo de turistas constantes en la isla le ha permitido subsistir por todo este tiempo. Pero desde marzo, cuando ya se prohibió la llegada de vuelos turísticos, su negocio quedó sin ganancias. “Me he reinventado vendiendo pan, empanadas, pastas”, cuenta. Sin embargo, gana cerca de un 20% de lo que ganaba antes de la pandemia.

 

A esto se suma que Rojas ha tenido que prescindir de la labor de sus trabajadores. Solo trabaja con uno de ellos, el más joven, pero como no puede pagarle su remuneración normal, le ha dispuesto una de las habitaciones que ella dispone de hospedaje para turistas, para que él duerma ahí.

 

Esta situación llevó a Rojas a generar una olla común en Rapa Nui, que se realiza los lunes de cada semana. Ya se han realizado tres ollas comunes: En la primera llegaron cerca de 60 personas, en la segunda cerca de 80 y en la tercera 117 personas, que cenaron gracias a este ayuda solidaria.

 

“La verdad es que en la isla hasta ahora, y gracias a Dios, no se ve que haya hambre. Nosotros no hicimos esta iniciativa por hambre. Pero sí hay gente sin trabajo y han subido de precio los alimentos. yo hice la olla común pensando en las personas que quedaron sin empleo, que vinieron de otros lados a trabajar, en ellos, muchos son continentales que viven con niños, que quedaron sin trabajo”, explica Rojas.

 

El pasado 16 de marzo, ante la inminente pandemia y el contagio de personas por coronavirus, Rapa Nui canceló los vuelos hacia la isla, salvo algunos de carga o charter. Gracias a este método y al cuidado que tuvieron las personas en la isla, desde hace 80 días que no tienen nuevos contagiados y lograron detener la expansión del virus. Sin embargo, el turismo se detuvo y con ello, la principal fuente laboral y económica del lugar.

 

Según Pedro Edmunds Paoa (PRO), alcalde de Isla de Pascua, la actividad turística debe rondar el 80% de la economía local. La isla tiene 7.750 habitantes, 4 mil de ellos han iniciado actividad económica, la mayoría en el rubro hotelero y el comercio. Sin embargo, hay muchos que trabajan de manera informal en actividades relacionadas al turismo.

 

Todas esas actividades han quedado en pausa tras declarada la fase 4 de la pandemia.El resto de sus habitantes son funcionarios de servicios públicos, como el SAG, DGAC, Salud y Municipalidad.

 

“Lo que hicimos fue ponernos todos de acuerdo en que la prioridad es estar bien de salud, y dejar de comer exquisiteces, bajar el consumo que teníamos hace cinco meses atrás, simplificar más la vida. Y nos organizamos todos en eso, operó toda la comunidad en ese sentido. Bajamos la jornada a mediodía, también para evitar sobre ofertas del comercio, etcétera.” explica el alcalde.

 

Esta estrategia permitió que en abril ya el coronavirus dejara de expandirse en Rapa Nui y que hasta este jueves llevaran 80 días sin nuevos contagios.

 

Sin embargo, para una isla pequeña como Rapa Nui, el efecto en el empleo ha sido notorio y afirman que esto pudo haberse mitigado con medidas concretas por parte del gobierno central. Pero en Rapa Nui no han llegado subsidios, ni bonos especiales ni las cajas de alimentos que ha entregado el gobierno. La Municipalidad ha generado empleo de emergencia a cerca de 1.100 personas.

 

“Eso nos va a durar hasta fines de agosto y esperamos retomar el turismo en septiembre”, afirma Paoa.

 

Hay alimentos, pero son carísimos

 

“El alimento aún no es un problema. Todavía tenemos acceso, pero se encareció todo. La Cámara de Comercio de Isla de Pascua arrendó un vuelo de Latam semanal y eso ha encarecido el costo de la carga y por eso, de los productos”, explica Rafael Tuki, representante de la etnia Rapa Nui en el consejo de Conadi.

 

El abastecimiento está asegurado. Además de un barco que llega con provisiones cada 15 días, está llegando ese vuelo gestionado por la Cámara para el comercio local. Sin embargo, la baja frecuencia hace que si antes el cargamento costaba 500 pesos por kilo, hoy alcanza los 2.500 pesos por kilo, lo que genera que todos los alimentos se vendan más caros. En Rapa Nui, en este momento un huevo puede costar 500 pesos y según cuenta Valeria Rojas, un kilo de papas llegó a costar 4.200 pesos en abril.

 

Patricia es otra de las encargadas de una olla común en la isla, que se realiza día por medio. “Yo tengo mi tienda acá y nuestra primera ollita fue super sencilla”, explica. Ella nació en Valparaíso, es artesana y hace cuatro años vive en Rapa Nui.

 

“Muchos preferían pagar su arriendo, antes que comer. Y nosotros nos preocupamos de ese tema. La primera olla salió de la iglesia, después con  ayuda de amigos y se han sumado personas. Solo lo hacemos con el corazón, con los vecinos, amigos, los rapa nui, no hay ayuda de ninguna institución”, explica la mujer, quien bautizó como Pa Taina a la olla común, el nombre de una amiga que falleció en el continente y que le pidió tener su último descanso en su tierra.

 

Para Tuki, el problema es que no hay una solución a largo plazo para la economía local.

 

“Yo no sé si pasa solo en la isla o a nivel nacional, porque no se ve planificación a nivel económico de crear una economía a largo plazo sustentable. Un ejemplo es que el gobierno reunió plata para trabajo de emergencia, pero se parece al PEM y al POJH, porque es trabajo para subsistir. No es una economía real que dure a largo plazo, para producir. Yo como rapa nui tengo la visión que la crisis va a durar para rato, entonces, no hay que pensar de a tres o cuatro meses más”, opina Tuki.

 

Tuki dice que la crisis de falta de empleo ha afectado a muchos continentales, personas que han llegado a la isla por trabajo en torno al turismo y que ahora se han quedado sin ingresos. Al igual que Valeria Rojas, dice que ha visto cómo algunos han quedado “en la calle”. Él ve que, en ese sentido, los rapa nui están más preparados, ya que muchos hacen labores en la pesca, la agricultura o la crianza de animales.

 

Críticas al gobierno central

 

“La sensación de la gente acá es que no sabe qué hace el gobierno”, comenta Tuki. Afirma que no hay subsidios ni gestiones para que los alimentos no suban más sus precios.

 

Según el alcalde, el gobierno prometió el envío de las cajas de alimentos, pero aún no tiene certeza de cuándo irán a llegar a la isla. Tampoco se ha aplicado algún plan económico que reactive el turismo o que genere otros empleo, aparte de los que ya entrega la Municipalidad. Para poco alcanza el bono Covid-19 a los habitantes de la isla, quienes habitúan a ver altos precios de los insumos básicos, debido a la baja conectividad y la distancia.

 

“Primera vez en mis años como alcalde que veo un estado de turno, un gobierno, totalmente ausente, indolente con una población chilena que está alejada del centro, como es Rapa Nui. El estado ha estado ausente en dar garantías de conectividad, también en comunicarnos. El estado no responde y eso nunca me había pasado en ningún gobierno. Los ministros simplemente no te pescan y eso es una tremenda ofensa, no responder. Y eso nos ha llevado a exasperarnos y llamar la atención de las autoridades a través de los medios”, afirma el alcalde Edmunds Paoa.

 

Para Valeria Rojas, como dueña de un restaurante, la reactivación del comercio es clave. Dice que el único servicio que ha visto recopilando la información de ventas e inquietudes de los locatarios es Sernatur. INTERFERENCIA intentó contactarse con representante del servicio de la Región de Valaparíso, sin que éstos respondieran en sus oficinas.

 

Para muchos habitantes de Rapa Nui el peor momento podría llegar en algunos meses: cuando los empleos de emergencia se acaben, se alargue el vacío de turistas y el alza de los alimentos continúe. “No estamos críticos, pero en unos meses más se puede volver peor, lo que yo estoy haciendo con la olla común es para motivar a la gente a seguir, porque se viene más crudo en unos meses”, advierte Rojas.

 

Los habitantes de la isal han puesto sus esperanzas en septiembre, para que se reactive el turismo. Con la llegada de la primavera, esperan que los turistas vuelvan, pero también, que las autoridades vuelvan a poner sus ojos en las necesidades de Rapa Nui.

 

Fuente

NOTICIAS RELACIONADAS

Fallece Marlene Ahrens, la única mujer medallista olímpica de Chile Fallece Marlene Ahrens, la única mujer medallista olímpica de Chile

Gobierno confirma fecha de cambio de hora por coronavirus: «Ayudará a quienes salgan de sus casas» Gobierno confirma fecha de cambio de hora por coronavirus: «Ayudará a quienes salgan de sus casas»

2

VIDEOS| Fuerte encontrón entre Felipe Guevara y Mauro Tamayo en TV: “El intendente nos trata a todos como estúpidos” VIDEOS| Fuerte encontrón entre Felipe Guevara y Mauro Tamayo en TV: “El intendente nos trata a todos como estúpidos”

EVN EN VIVO

Display Date and Time in Javascript

MANTENTE CONECTADO

METEOROLOGÍA

INDICADORES ECONÓMICOS

Sábado 4 de Julio de 2020
  • UF: $28.692,59
  • Dólar: $803,98
  • Euro: $903,15
  • IPC: -0,10%
  • UTM: $50.322,00
  • Tasa de desempleo: 11,21%